Sobre los temas

Prosperidad Compartida y Justicia Económica

Prosperidad compartida: Demasiadas personas no están compartiendo la prosperidad económica de nuestro país. La prosperidad compartida consiste en asegurar que todas las familias tengan una oportunidad justa en la economía actual, y Amy cree que esto significa que hay que invertir en cuidado infantil de calidad, revisar la política de vivienda de nuestro país, aumentar el salario mínimo, proporcionar permisos familiares pagados, apoyar a empresarios y propietarios de pequeñas empresas, así como ayudar a los estadounidenses a ahorrar para su retiro. También reducirá la pobreza infantil a la mitad en una década y eliminarla en una generación con políticas basadas en un reporte de La Academia Nacional de Ciencias. Lea más aquí sobre las políticas de Amy sobre cuidad infantil y permisos familiares pagados.

Educación K-12: También necesitamos asegurarnos de que todos nuestros niños puedan recibir una gran educación. Eso significa aumentar el salario de los maestros y fondos para nuestras escuelas públicas, con un enfoque en la inversión en las áreas que más lo necesitan. Amy también trabajará para cerrar la brecha de oportunidades, arreglar y actualizar nuestra infraestructura escolar, impulsar la educación STEM y crear nuevas “Asociaciones de Progreso” de las escuelas que permitirán a los estados tomar medidas más agresivas para apoyar a nuestros estudiantes. Aprenda más aquí sobre las políticas de Amy sobre la educación K-12.

Educación Superior: Amy cree que hay muchos caminos hacia el éxito. Como presidenta, defenderá los títulos gratuitos de uno y dos años de colegio comunitario y certificaciones técnicas, ampliará los trabajos de formación, respetará la dignidad del trabajo pagando a las personas un salario digno, y facilitará a los estadounidenses que necesitan ayuda para costear un título universitario de cuatro años. Ella trabajará para reducir la carga de los préstamos estudiantiles, apoyar a nuestras Universidades y Colegios históricamente afroamericanos, y expandir las Becas Pell. Lea más aquí sobre las políticas de Amy sobre la educación superior.

Agricultura y comunidades rurales: La prosperidad de Estados Unidos depende en apoyar a nuestras familias de agricultores y comunidades rurales, pero hoy en día los ingresos agrícolas en Estados Unidos se mantienen cerca de mínimos históricos. Amy ha sido una defensora de las comunidades rurales y nuestros agricultores, y entiende que este país tiene que hacer más para proporcionar una firme red de seguridad para ayudar a nuestros agricultores, así como invertir en nuestras comunidades rurales, que incluyen hospitales, cuidado infantil, vivienda, la conexión a internet de alta velocidad para todos los hogares antes del 2022, y una política agrícola sólida. Lea más aquí sobre las políticas rurales y agrícolas de Amy.

Justicia económica: Debemos vencer décadas de desigualdad y racismo sistémico. Amy cree que esto comienza con el cuidado infantil temprano y arreglando nuestro sistema educativo, abordando el racismo en la atención de la salud, como las disparidades en las tasas de mortalidad materna e infantil, eliminando la discriminación en materia de la vivienda para que todos puedan costear alquilar un apartamento y ser propietarios de una casa en un buen vecindario para sus hijos, y derribando disparidades en los salarios y los ahorros para el retiro.

Trabajo: Como nieta de un minero de una mina de hierro e hija de un profesor sindicalista y un periodista sindical, Amy llevará una simple y clara guía a la Casa Blanca: Cuando los sindicatos son fuertes, nuestro país es fuerte. Como presidenta, se enfrentará a los intentos de debilitar a nuestros sindicatos. Eso significa lograr una verdadera reforma de la legislación laboral, garantizar elecciones sindicales libres y justas, proteger los derechos de negociación colectiva, revertir las leyes de Derecho al Trabajo y hacerlas más fáciles —y no más difíciles— para que los trabajadores puedan unirse a los sindicatos. Lea más aquí sobre las políticas laborales de Amy.

Inmigración: Una reforma migratoria integral es también crucial para el avance de nuestra economía y nuestro país. Amy apoya un amplio proyecto de ley de reforma migratoria que incluye la Ley DREAM, la seguridad en la frontera y un camino responsable para obtener la ciudadanía. Ella está comprometida a detener la política cruel e inhumana donde el gobierno está separando a los niños de sus padres. Lea más sobre las políticas migratorias de la Senadora Klobuchar.

Infraestructura: Amy ha propuesto un enérgico plan para reconstruir la infraestructura de Estados Unidos, para invertir en nuestro futuro y crear millones de empleos bien pagados a los estadounidenses. Su plan incluye la reparación y remplazo de nuestras carreteras, autopistas y puentes, así como la construcción de infraestructura inteligente al clima, garantizar el agua limpia, modernizar nuestros aeropuertos, puertos marítimos y vías de navegación interna, ampliar las opciones de transporte público confiables, reconstruir nuestras escuelas, revisar la política de vivienda de nuestro país, y conectar todos los hogares a internet para el 2022. Lea aquí más sobre las políticas de Amy para construir la infraestructura en los Estados unidos.

Una economía cambiante: Nuestras leyes y nuestras políticas no han mantenido el paso con nuestra economía cambiante y la revolución digital. Amy cree que esto significa que tenemos que hacer más cuando se trata de luchar contra el poder de los monopolios y promover la competencia, proteger a los consumidores y su privacidad en la era digital, y empoderar a los trabajadores con las herramientas que necesitan para tener éxito en la evolución de la economía digital preparándolos para los trabajos del mañana. Lea más sobre las políticas económicas de Amy aquí.

Vivienda: Como Presidenta, Amy ampliará el programa de Vales de Elección de Vivienda para hacer disponibles los vales a todos los hogares con niños que califiquen, aumentará el acceso a ser propietario de una vivienda mientras se invierta en vecindarios desatendidos, combatirá el problema de las personas sin vivienda, y aumentará el número de viviendas de alquiler accesibles en comunidades rurales. También luchará contra la discriminación de la vivienda e invertirá en proporcionar acceso a un abogado en casos civiles relacionados con necesidades humanas básicas. Lea más aquí sobre las políticas de vivienda de Amy.


Lea el plan de Amy para sus primeros 100 días como presidenta y los más de 100 proyectos de ley que ha aprobado como líder demócrata.

Share